Blogia
mgdo

FUGA DE ESTUDIANTES Uno de cada diez alumnos con plaza en la Uex prefiere estudiar fuera de Extremadura

FUGA DE ESTUDIANTES Uno de cada diez alumnos con plaza en la Uex prefiere estudiar fuera de Extremadura Derecho y Dirección de Empresas son las carreras que los jóvenes prefieren cursar en otra Universidad. Las sedes de Selectividad de Plasencia y Zafra son las que más ’exportan’ al influir su lejanía de los centros
La Facultad de Derecho tiene una puerta que no lleva a ninguna parte. No hay calle, ni carretera que conecte con sitio alguno, sólo montículos de tierra. Tampoco hace falta. Los otros dos accesos del edificio son más que suficientes para el millar de alumnos que estudian en el centro, la mitad que hace una década.

Derecho es la titulación de la Universidad extremeña (Uex) que padece en mayor grado la ’fuga de cerebros’. Hasta 111 jóvenes decidieron el pasado año iniciar esta carrera en otra Universidad española; la Facultad de Cáceres se queda con plazas libres.

La licenciatura en Administración y Dirección de Empresas (LADE), que se imparte en Badajoz, con 99 estudiantes, es la segunda que más ’exporta’.

El resto de carreras ya quedan a mucha distancia, pero son 476 jóvenes los que optaron el último curso por matricularse en otras universidades pese a que podían hacerlo en la Uex. Constituyen uno de cada 10 jóvenes extremeños (el 9,96%) que comenzaron sus estudios universitarios, y desde el equipo rectoral se intenta conocer sus motivaciones.

Los datos forman parte de un informe incluido en el Plan Estratégico que está elaborando la Uex para afrontar los cambios del Espacio Único de Educación Superior. El Plan será una de las principales herramientas que utilizará para construir su futuro.

El que Derecho y LADE sean los estudios que más fuga padecen (el 44% de todos los que se marchan) hace pensar al vicerrector de Alumnos, Antonio Franco, que un factor sea la búsqueda de dobles titulaciones por parte de los estudiantes. Por eso, prefieren universidades donde, con un poco más de esfuerzo, salen con conocimientos en leyes y empresas. El rector, Francisco Duque, se ha mostrado partidario de ir por ese camino en la Facultad de Derecho, tal y como reiteradamente han solicitado los gestores del centro.

Pero ésa no es la única razón, desde luego, por la que el 10% decide marcharse. También hay que considerar la amplitud territorial de Extremadura.

Los alumnos que residen en localidades más céntricas dentro de la comunidad autónoma se van a otras universidades en menor medida que los que viven en municipios más periféricos. No es casualidad, por eso, que los jóvenes que se examinaron el año pasado de Selectividad en las sedes de Plasencia y Zafra, en los extremos de la región, son los que más se marchan, según demuestra el cruce de datos con la solicitudes de traslado.

Efecto llamada

Las distancias también influyen en que casi la mitad de los estudiantes que partieron fuera a estudiar Derecho, con la Facultad en Cáceres, viven cerca de Badajoz o Zafra, mientras que la fuga en LADE, del campus pacense, es particularmente significativa en Plasencia.

La sede placentina, en general, es la más proclive a enviar universitarios fuera de la comunidad, lo que obedece, además de su ubicación geográfica, al efecto llamada que ejerce sobre el norte de Extremadura la Universidad de Salamanca.

La institución salmantina, de hecho, absorbe el 40% de la ’fuga de cerebros’, y reúne más alumnos extremeños que todas las universidades situadas en la Comunidad de Madrid.

Dobles titulaciones; cercanía entre la localidad de origen y el centro de estudios, aunque pertenezca a otra Universidad; y el prestigio de universidades centenarias próximas, como Salamanca o Sevilla, explican en gran medida, según el análisis que hace la Uex, la salida de universitarios.

Pero ¿a qué obedece entonces que Granada, aunque a mucha distancia de las tres primeras, sea el cuarto destino favorito para los universitarios extremeños?. La respuesta se sale del campo de la estadística y entra en el de las ciencias sociales: Granada es un buen lugar para ser universitario, criterio que tampoco se puede desdeñar en el caso de Salamanca.

El marcharse para vivir experiencias fuera de casa durante la etapa universitaria cuestiona, en el fondo, que Extremadura y su Universidad pierdan a los alumnos más brillantes, al menos a los más esforzados. Así se piensa desde la Uex, que con el apoyo financiero de Caja Extremadura ha puesto en marcha los Premios a la Excelencia Educativa para reconocer a los alumnos más destacados que se quedan. Ya se ha seleccionado a 27 chicas y 16 chicos con notas medias superiores al ocho.

Las carreras a las que se van los 476 ’fugados’ de la Uex no sirven para demostrar que se trate de los alumnos más brillantes pues no son las titulaciones con una mayor nota de corte.

Éstas sí aparecen, en cambio, en los otros dos bloques donde se sitúan los extremeños que viajan a universidades de otras comunidades, pero a los que en puridad la Uex no inscribe dentro de lo que se conoce como ’fuga de cerebros’. Son los 606 alumnos que no pudieron el año pasado iniciar la carrera en la Uex porque no había plazas (situación con la que toparon el 12% de los que aprobaron Selectividad); y los 729 (el 15%) que eligieron estudios que no se imparten en la región, aunque la institución extremeña, con más de 70 titulaciones, algunas duplicadas, ofrece uno de los catálogos más amplios entre las universidades españolas.

Entre las carreras que se fueron a cursar estos 1.435 sí aparecen Medicina (que tiene en la Uex la mayor nota de corte), Arquitectura, Ingeniería Aeronáutica, Ingeniería de Telecomunicaciones, Farmacia o Veterinaria.

Se vayan o no, de lo que no cabe duda es de cada vez hay menos materia prima entre la que elegir. El descenso de los jóvenes que se examinan de Selectividad es constante: 5.059 en el curso 2004/05 y 4.627 en el presente año académico, un 8% menos por razones demográficas.

Los que vienen

Si la Uex ha matriculado en este curso 4.850, es decir, más que alumnos extremeños hicieron la Selectividad, se debe a que también ejerce su particular efecto llamada sobre jóvenes de otras comunidades. Han llegado en torno a 400, calcula el vicerrector Franco, de los que la mayoría son andaluces (30%), seguidos de los procedentes de Salamanca (15%), Castilla-La Mancha (14%), Madrid (8%), Las Palmas de Gran Canaria (5,6%) y Cataluña (3%).

Quienes hayan escogido Derecho coincidirán allí con una chica nacida hace 18 años en la localidad pacense de Monterrubio de la Serena, con una nota media de Bachillerato y Selectividad de 8,95. Es decir, un cerebro que ha decido quedarse y entrar en la Facultad de la Uex.

¿Qué opinión te merece el artículo que acabas de leer? Refléjala en el blog.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres